i see you kissing, damn you look good! 

Serie de 4 Performances

1 hora cada uno.

2007  

En la vitrina hay un hombre, un hombre puto, un hombre azul, un hombre fácil, un macho, un hombre divertido, un hombre bien macho, tu hombre el ideal, un macho con problemas de peso, un hombre con mallas, un hombre que calla, un hombre que te calla ¿un hombre que hace copias?, un hombre que espera y uno que no hace teatro.

En 1989, durante el encuentro latinoamericano de teatro popular, Maria Teresa Hincapie realizó el performance Vitrina; una acción en la que por un periodo de 8 horas, la artista se dedicó a realizar diversas acciones dentro de la vitrina de un almacén en el centro de Bogotá. Entre estas acciones Hincapié escribió y beso el vidrio con labial rojo, haciendo públicas sus reflexiones sobre  implicaciones de ser mujer en Bogotá durante ese periodo histórico.

En 2008, en una espacio de exhibición de nombre La Vitrina, Carlos Eduardo Monroy realizó el performance I see you kissing, Damn you look good! en el que por un periodo de 4 días, con acciones de una hora cada, se dedicó a besar y escribir con labial rojo sobre el vidrio de La vitrina. Monroy publico así sus reflexiones sobre las implicaciones de ser hombre, artista y copista en Bogotá durante ese periodo histórico.

El primer día Monroy beso la vitrina y escribió pensamientos y reflexiones sobre lo masculino. Monroy escogía una persona del público a quien miraba fijamente mientras escribía y besaba el vidrio, alternando su punto de foco a cada nueva reflexión.    

En el segundo día Monroy limpió la vitrina, embadurnó todo su cuerpo de labial rojo y estampo su impronta en el vidrio de la vitrina dando un gran beso con su cuerpo.

En el tercer día Monroy invito a la artista María Alejandra Estrada para que se besaran ubicándose en lados opuestos de la vitrina. Mientras se besaban escribieron con sus besos la sentencia “shut up and kiss my glass”.

En el cuarto y último día Monroy hizo referencia a Hincapié dibujando sobre la vitrina dos globos de dialogo que salían de su boca en los que se podía leer: ¿Es esto una copia? No lo se, solo espero que no sea teatro.